Jueves 20 Julio 2017
  • 1
  • 2
  • 3

Sin miedos al control

Durante los últimos años hemos venido incorporando el discurso de que no hay que temer a las evaluaciones, que son positivas, que nos ayudan a mejorar, que constituyen un desafío y una oportunidad para el crecimiento.

Pero aun así, parece que nos cuesta superar la reticencia a ser evaluados porque del resultado obtenido dependen mayores o menores dosis de satisfacción con el propio desempeño , lo cual puede derivar a su vez en la asunción de nuevos compromisos que normalmente requieren esfuerzo y dedicación, y que no siempre son vistos como necesarios.

Sin embargo, en los procesos de auditoría social no hay lugar para el temor a la evaluación del desempeño personal ni al posible ejercicio de poder de parte del evaluador, ya que se trata de un proceso colaborativo entre partes que están igualmente interesadas en mejorar un servicio público, lo cual redunda de manera directa o indirecta en beneficio de toda la sociedad. Este es el caso del proyecto Ñañomoirũ de auditoría social del Programa Tekoporã, que constituye la primera experiencia de su tipo en Paraguay.

Cuando hablamos de auditoría social no nos referimos a exámenes contables o financieros, sino al desarrollo de procesos participativos donde los ciudadanos colaboran con sus gobiernos aportando información crucial para la toma de decisiones y la mejora de los servicios públicos de los cuales son usuarios: ¿quién podría aportar mejor información acerca de la calidad de un servicio que aquel ciudadano que lo usufructúa de manera cotidiana? Es por eso que dentro de un proceso de auditoría social, se recopila y sistematiza información desde los mismos usuarios de los servicios con base en su propia experiencia.

Para obtener información confiable desde los usuarios, las herramientas de Auditoría Social incorporan técnicas cualitativas y cuantitativas con rigor científico que arrojan información técnicamente confiable acerca de la gestión de un servicio, la cual puede tener mucha coincidencia con la información que aportan las evaluaciones.

18582121 289523064840294 8753539635195657886 n

Herramientas ciudadanas

Este es el caso de los datos arrojados por la Libreta de Calificación Ciudadana, que es la primera herramienta de auditoría social implementada por el Proyecto Ñañomoirü. Su objetivo fue obtener información cuantitativa acerca de las experiencias de las familias participantes de Tekoporã en el funcionamiento del Programa y las condiciones de la oferta de salud y educación.  Estos fueron algunos de los resultados:

  El 39,7% de los referentes familiares consultados manifestó que no dispone de servicios de salud en su comunidad, pero aun así todos han realizado consultas en algún tipo de establecimiento de salud  (Informe LCC, 2016), necesitando trasladarse a otras comunidades o distritos para recibir atención médica. Al respecto, una evaluación hecha por el Ministerio de Hacienda  menciona que en algunos sitios la mayor o menor concentración de políticas sectoriales incide en el cumplimiento de las corresponsabilidades  y que justamente “el mayor cuello de botella para el cumplimiento de corresponsabilidades es el sector salud…” (Evaluación MH).

El 53,1% de los referentes familiares consultados incurrió en gastos de movilidad, medicamentos y alimentación entre otros, para acceder a los servicios de salud, a pesar de que las consultas fueron gratuitas (Informe LCC, 2016). La existencia de establecimientos educativos o sanitarios cercanos a las familias tampoco puede considerarse suficiente, debido a que existen otros factores de exclusión, como por ejemplo los gastos de bolsillo en los que las familias tienen que incurrir para acceder a los servicios y las deficiencias en la atención del personal responsable (Evaluación cualitativa de procesos, Serafini 2015).

- El 99,6% de las familias con hijos menores de 6 años indicó que sus hijos recibieron las vacunas correspondientes a su edad y el 77,1% de ellos estuvo en condiciones de mostrar su carnet de vacunación (Informe LCC, 2016). Sobre el punto, la última evaluación de impacto del Programa evidenció un aumento de 8% de la tenencia del carnet de vacunación respecto del año base en el grupo de familias participantes (Evaluación de Impacto BID, 2016)

Es decir que, las herramientas de auditoría social se desarrollan en el marco de procesos participativos que generan movilización ciudadana en torno a la mejora de los servicios, logrando el empoderamiento de la ciudadanía. En este sentido, una de las madres líderes de Tekoporã manifestó: “Yo el único mensaje que puedo dejar es no tener miedo. Porque viste que algunas veces tienes miedo para hablar o consultar. Eso por ejemplo que yo quiero que la gente no tenga miedo de preguntar y asesorar”.

 

lety

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Autora

Leticia Alcaraz Corrales

Socióloga

Coordinadora de los Trabajos de Campo del Proyecto Ñañomoirũ

 

Herramientas

  • 1

Noticias Tekoporã

  • 1
  • 2

bannerlateral

Blog

  • 1

Vídeo y Streaming

Newsletter

Suscríbete a nuestro boletín y mantente informado con nuestros envíos semanales.

bannerlateral02

Actividades de Auditoría Social

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
Our website is protected by DMC Firewall!